0

Málaga crece más que el resto en creación de empresas

Publicado por el .

La Confederación de Empresarios ha hecho público su ya clásico y anual ‘Informe socioeconómico de Málaga’. En él se asume que este año el PIB se contraerá un 1,4%, lo que significa vuelta a la recesión. Sin embargo y pese a este mal augurio, la patronal ve motivos para estar esperanzados en los datos económicos que muestran la posibilidad de crecimiento de la iniciativa empresarial en Málaga. Hace diecisiete años que consecutivamente la provincia de Málaga es líder en cuanto a creación de empresas, de media con 11 sociedades mercantiles constituidas cada día.

En el año 2011 se han creado 4.097 empresas, sin contar a los autónomos, un crecimiento de 524 o lo que es lo mismo, el 14,7% más con respecto al 2010. Una de cada tres nuevas empresas andaluzas es creada en Málaga. En 2011 se revertió la tendencia de los años anteriores, cuando la creación de empresas era neutralizada por la cantidad aún mayor de las que cerraban. En 2011 se disolvieron 772 sociedades, un número un tanto inferior al del año anterior, que fue de 789.

En cuanto a autónomos, Málaga ha sido la única provincia andaluza en la que han crecido las altas en 2011, aunque en poca proporción. En el primer trimestre del 2012 se ha observado un repunte considerable en el número de altas de profesionales por cuenta propia, esto está directamente relacionado con un fenómeno de autoempleo que se está dando en todo el país, y que viene motivado por la falta de empleabilidad por cuenta ajena y por las facilidades de despido y condiciones laborales pésimas, que incitan a los profesionales a “intentarlo por su cuenta”.

A lo que apuntan todos los datos es a corroborar que existe una gran falta de financiación, y en este sentido ni las iniciativas emprendedoras ni mucho menos la reforma laboral han podido conseguir alivio a la destrucción de empleo en la provincia, que en cifras de paro superan ya el 34% de la población activa. Parece ser que el empleo no comenzará a crearse hasta que no aumente la demanda y haya medidas de reactivación de la economía, algo en lo que está hoy empeñado el nuevo presidente francés en franca oposición a las políticas defendidas por Merkel y que parecen no estén dando resultados en ese sentido, sino más bien en el contrario.

Te puede interesar

Escribe un comentario