0

El Málaga sigue sumando fuera de casa

Publicado por el .

No fue otra victoria, pero al menos el Málaga sacó un empate del feudo del Almeria, que dado lo visto en el partido casi sabe a tres puntos, porque la verdad es que los locales pudieron llevarse el partido en varias ocasiones clamorosas, pena máxima marrada incluida.

El partido tuvo dos partes bien distintas, separadas por un puno de inflexión vital como fue la expulsión de Eliseu, que después del lío la semana pasada con Marchena, vuelve a verse en otra del mismo calibre. Antes de ella, el Málaga se había mostrado incisivo con las incorporaciones de Juanito y Jesús Gámez, si bien el Almería allegaba con cierto peligro a las inmediaciones de la meta ayer defendida por Rubén, que parece afianzarse con el puesto cuando el debate apuntaba a los porteros más veteranos. Pero en esas, llegó la expulsión antes de acabar la primera mitad de Eliseu, por un supuesto codazo a Juanma Ortiz, que pareció desde la televisión, cuanto menos excesiva.

A partir de ahí, lo poco que pudo hacer el conjunto de Ferreira fue defender con orden y salir al contragolpe, y mientras parecía que era el Almería el que acabaría marcando el primero a fuerza de llegadas, llegó la sorpresa en una falta bien sacada por Apoño que Quincy culminaba en el primer gol de los visitantes, y el que a la postre le daría el punto del Estadio de los Juegos Mediterráneos.

De ahí hasta el final fue una avalancha de juego y ocasiones almerienses, incluida una pena máxima fallada por Uche, que detuvo bien Rubén. Pero a fuerza de llegadas, con tres ocasiones al palo, y otras tantas sacadas en línea de gol, fue el propio Kalu Uche el que a falta de quince minutos conseguía el empate, y parecía incluso que el Málaga no resistiría las acometidas de los locales. Al final lo hizo, con sufrimiento pero lo hizo, y rescató un punto valioso, de los que al final de temporada seguro que valen su peso en oro.

Te puede interesar

Escribe un comentario